dilluns, 17 de desembre de 2012

ALGO MÁS QUE CINE

Cuando los empresarios de las salas dedicadas a la proyección de películas vieron ir descendiendo progresivamente la asistencia de espectadores a sus locales, todavía les quedó una penúltima carta que jugar: el alquiler del local para determinadas actividades y actos sociales y lúdicos. Pudieron alquilar sus locales para reuniones de todo tipo, desde reuniones de las AA.VV, para mítines de diferentes partidos políticos y coaliciones electorales, en la campaña electoral, sobre todo en las primeras de junio de 1977. Pero las más gratificantes actividades lúdicas, a mi modo de ver, que se desarrollaron en los improvisados escenarios de las salas de cine fueron algunas actuaciones musicales. Estas 3 salas fueron escogidas por su gran aforo, que superaba las 1500 butacas. Como botón de muestra daremos 3 ejemplos. En el cine Virrey, el sábado 26 de marzo de 1983, y organizado por el Consell Municipal del distrito IX Nord, organismo anterior a la denominación oficial de Nou Barris como Distrito municipal, actuó Manuel Gerena. El que otrora fuese uno de los más prohibidos cantautores españoles, por aquellos tiempos estaba de gira por ciudades españolas presentando su espectáculo “Ese amor sin fronteras”.


El domingo 26 de febrero de 1978, en una sesión matinal, se celebró un Gran Festival de Música Flamenca Española, organizada por los Hermanos Cobos, que son conocidos como “Los sastres Flamencos”, personalidades históricas de la música española y afincados en el barrio barcelonés de Horta. El festival se realizó a beneficio de “El Chele” para su restablecimiento del accidente sufrido en carretera. En el escenario del cine Venecia actuaron desinteresadamente figuras como Manolo Escobar, Perlita de Huelva, Andrés Caparrós, Juan El de la Vara, Julio Madrid, Matilde la Galleguita, Pastora de Córdoba, Juan Torres, “El Lolo”, Copa Tres”, Miguel de Linares.


Al humilde escenario del cine Favéncia se subió Joan Manel Serrat con sus músicos el 2 de noviembre de 1976. El concierto del cantautor del Poble Sec estaba encuadrado en una serie de recitales que ofrecía por diversos barrios, a beneficio de la Federación de Asociaciones de Vecinos de Barcelona y Hospitalet, de manera gratuita. Los recitales se llevaron a cabo, tras el regreso de Serrat de su exilio por tierras sudamericanas. El ciclo se inició en el Palau Blaugrana el 29 de octubre de 1976. Siguió en el cine Favéncia el 2 de noviembre, el 4 en el Cine Teatro Navarra, de Hospitalet, el 5 en el polideportivo de Sant Andreu, El ciclo se cerró con un gran recital en el Palacio de los Deportes de Barcelona. El precio unitario fue de 100 pesetas. En la actuación del Cine Favéncia no faltaron banderas y pancartas reivindicativas, gritos y consignas que se solían corear por aquellos tiempos en los conciertos. Aquellos conciertos eran como una válvula de escape.



Roberto Lahuerta Melero

1 comentari:

  1. Hola,

    Ayer estuve en la exposición de los cines de Nou Barris y me gustó bastante. Aunque yo viví en mi infancia-adolescencia (años 80-90) el auge y el cierre de dichos locales, siempre he defendido a ultranza el modelo de los extintos cines de barrio por encima de las multisalas actuales.

    He dedicado un post en mi blog de cine a la exposición. Espero que les guste: http://www.gencinexin.com/2012/12/21/exposicion-cines-de-nou-barris-barcelona/

    Un saludo!!

    ResponElimina